Estás leyendo...

AKT TT 250 Adventour ¡Reivindicándose y mejor que nunca!

Baja Cilindrada





 

Un segmento que hasta ahora ha empezado a ser tenido en cuenta por otras marcas, mostrando posteriormente modelos con el mismo concepto y cubicaje, luego de casi dos años.

Sin embargo, después de ser todo un éxito en el mercado Colombiano aparecieron los problemas, que se fueron extendiendo a la mayoría de motos vendidas, confirmando así los inconvenientes que encontramos en el modelo probado para la edición 132 de la revista Publimotos.

De este modo, quisimos volver a probar la TT250 e investigar más a fondo que ha pasado con la máquina que generó algunos comentarios negativos, marcando por un buen tiempo su historia y claro, confirmar también los aspectos positivos a lo largo de este tiempo. También desde luego queríamos analizar y entrevistar a las directivas de AKT para que nos contaran sobre la evolución y las mejoras; pero buscamos ir más allá y fue así como indagamos con algunos técnicos de soporte de la marca e incluso algunos con usuarios.

Los inconvenientes:

AKT TT 250 Adventour 02La historia de los inconvenientes de la TT 250 Adventour en Colombia se inició de la siguiente manera: El Departamento de Desarrollo de producto de AKT, hizo la prueba de varias TT 250, las cuales venían ensambladas desde el proveedor internacional. Dichas motos, luego de más de 30 mil kms, nunca mostraron mayores problemas. Salvo algunos pequeños detalles encontrados, como es usual en la tropicalización de cualquier vehículo, los cuales se mejoraron antes de traer la CKD que sería ensamblado en AKT.

Entre los problemas más relevantes, primero fue la carburación en zonas altas. Es decir, si la moto pasaba de los 2,600 msnm, ésta cabeceaba, perdía potencia e incluso en algunas detenciones se apagaba y seguidamente producía dificultad al intentar volverse a encender. Debido a esta falla, la batería se veía afectada, creando un malestar muy grande en los usuarios. Este problema se solucionó cambiando el carburador de la primera serie (un Keima P36, por uno marca TK), además haciendo un correcto set up o reglaje del carburador, teniendo en cuenta las alturas mayores a 2,600 msnm incluso hasta los 3,100 msnm.

El segundo problema consistió en el refrigerante. Cuando AKT hizo la prueba de las motos, tal como vienen ensambladas desde el proveedor internacional, venían con un refrigerante diferente a las ensambladas en Colombia; AKT uso un refrigerante local, con la mala fortuna que este removió la pintura interna de la bomba de agua, como consecuencia se taponó el termostato, lo que afectaba la buena refrigeración del motor, generando recalentamiento y un mayor  consumo del líquido refrigerante, del mismo modo, la pintura que soltó la bomba fue a parar a la culata, ocasionando, en algunos casos, daños que afectaron su correcto funcionamiento. Esto se solucionó desde la fábrica y se procedió a reprocesar todas las bombas de agua removiendo la pintura, quedando así solucionado el inconveniente.

El tercer problema fue que al ser este un motor de tan alta potencia y torque, 26 Hp y 23 Nm, las válvulas necesitaban un reglaje de 10 Um en admisión y 12 Um en exhosto. Al tener esta abertura tan amplia, el motor generaba en ralentí un ruido particular, el cual se incrementaba cuando estaba en caliente. El ruido es normal para este tipo de motor, pero parecía anormal para muchos mecánicos y algunos usuarios inexpertos. Unos mecánicos, muchos por desconocimiento o recibiendo órdenes directas de sus clientes, redujeron el reglaje de las válvulas, produciendo un desgaste acelerado de las mismas y sus asientos; por lo tanto a pesar de volver a sincronizar y calibrar, el problema se hacía recurrente; en algunos casos haciendo imposible el encendido. Esto se solucionó satisfactoriamente, cambiando desde fábrica el resorte de las válvulas para disminuir la distancia del reglaje y por ende su sonido. En la mayoría de los casos se ha realizado el cambio total de la culata y sus componentes, logrando un excelente desempeño. Por otra parte, para evitar que la moto fuera sobre revolucionada por los usuarios, se instaló un CDI especial con un corte en altas revoluciones.

En la motocicleta se solucionaron otra serie de inconvenientes que venían afectando desde la primera serie de 2015; entre ellos se cambió el mofle, dejando la salía del escape de tubo a tubo, lo que quiere decir que se eliminó la unión por medio de la abrazadera, donde frecuentemente ocasionaba un sonido más fuerte de lo normal. Así mismo, en la ensambladora reemplazaron piezas piñón de contrabalanceo, depósito de refrigerante, filtro de gasolina, carburador, tuerca arandela piñón de salida, tuerca arandela piñón contrabalanceo lado de volante, batería por una de más amperaje. También se retiró la platina de sujeción del culatín al chasis, puesto que por el alto torque de la motocicleta generaba fatiga en el material y provocaban fisuras que posteriormente originaban dificultades, entre otros detalles no especificados que en conjunto optimizaron el funcionamiento. Todos estos cambios se les han estado haciendo a los propietarios de la motocicleta y por supuesto se implementaron en las motocicletas nuevas.

DETALLES

Intervención de la Casa Matriz

AKT reconoció que cometió errores, no obstante, muchos le competían directamente al fabricante. Para nadie es un secreto, Zoncheng es quien produce los propulsores para las TT Adventour 250. AKT pudo entonces establecer un acuerdo para realizar un soporte técnico respecto a los inconvenientes citados, de este modo, asumió las fallas y bajo argumentos claros y presión de negociación, se gestionó el proceso directamente con la casa matriz, ya que AKT es la ensambladora que más le compra este modelo en el mundo a esta marca. Para lo cual la firma envió un equipo de especialistas a Colombia, con el fin de corregir y establecer el proceso de revisión, mejora y puesta a punto de las TT Adventour 250.

Las actualizaciones al modelo se han venido realizando desde la primera versión, no obstante, fue solo hasta finales de 2016 que se contó con la presencia de los técnicos extranjeros en el país. En primera instancia se trabajó en Bogotá, donde se evidenciaron la mayor cantidad de problemas por la altura. Para ello AKT seleccionó a CST Serviplus, un centro de servicio estratégicamente ubicado, y que contaba con las instalaciones y espacios necesarios para realizar el trabajo en las motocicletas.

Está operación también se está realizando ya en Medellín y se planea extender el proceso por 6 meses más, capacitando a toda la red de servicio técnico de AKT.

“Los resultados han sido más que satisfactorios  con las mejoras mencionadas, la motocicleta quedó en óptimas condiciones. Este trabajo se ha venido haciendo en más de 500 motos de nuestros usuarios desde diciembre de 2016, con la ayuda del proveedor y con la satisfacción de ver los clientes felices.” Manifestaron las directivas de AKT.

Aunque cabe aclarar, no todas las motos requieren las mismas mejoras, dado que depende de las diferentes versiones de producción. Hoy se está distribuyendo la quinta serie de las TT Adventour 250 en Colombia.

La moto también se vende con mucho éxito en países como: Argentina, China, Chile, Costa Rica, Estados Unidos, El Salvador, México, Nicaragua, Paraguay, Perú y Rusia; por mencionar algunos y en las redes sociales se pueden leer los comentarios positivos y la aceptación que ha tenido en cada uno de estos mercados.

AKT TT 250 Adventour 03Analizándola nuevamente.

Es claro que desde que surgió la TT 250 hasta la fecha, ha transcurrido mucho tiempo y el constante paso de motos por nuestras manos para pruebas, nos hacen ser cada día más sensibles y críticos  al evidenciar fallas en el comportamiento.

Así las cosas, volvimos a probar la TT 250 Adventour, una unidad suministrada por AKT que pertenecía a la primera serie y que ya contaba con 11.000 km, una moto que con un uso elevado, a la cual le hicieron unas mejoras parciales pero que aún le faltaba un poco para estar a punto, lo cual permitió notar la diferencia en varios aspectos cuando la recogimos y sentir lo que podría percibir un propietario real.

Luego de salir de Serviplus en Bogotá, y advertidos que aún le faltaba, procedimos a realizar nuestro primer recorrido de casi 100 km. En esta fase evidentemente el exhosto de la primera serie presentó problemas en el acople y soltó el empaque, generando un ruido elevado. Además presentó desajuste en varias piezas, algunas por falta de tornillos y otras requerían de torque, generando vibraciones y sonidos fuera de lo común. - Su paso por terrenos agrestes de manera exigente saltaba a la vista-. Por su parte el encendido en frio, aspecto que causaba malestar, requirió entre dos y cuatro intentos, a veces lo ayudábamos con el acelerador y no había lio. Mientras que el motor deslumbro con las mejoras, avanzó con bastante potencia y determinación, sin apagarse o ahogarse.

Una vez realizado el análisis preliminar, volvimos a dejar la unidad en servicio técnico para que terminaran de ajustar todos los detalles. Las impresiones eras positivas hasta el momento, salvo algunos desajustes y piezas sin tornillos.

Al retirarla nuevamente, el trabajo realizado por los técnicos se sintió de manera positiva, la motocicleta era otra. Integraron todas las actualizaciones y se remplazaron las piezas, ajustaron los componentes, al igual que se montó la nueva recamara; la diferencia fue impresionante. Ahora sí  estaba lista para nuestra prueba.

El motor se sentía revitalizado, con un gran poder, abajo algo flojo y sin mayor virtud, pero una vez pasado el medio régimen se ponía enérgico, tomando su mejor estado en altas revoluciones, por encima de las 6.000 extraordinario, y sube hasta la zona roja donde sigue entregando poder sin  fatigarse; el limitador de altas revoluciones, que fue integrado en el nuevo CDI, no es invasivo y deja gozar de todo el cuentarrevoluciones. Es tal la respuesta en altas, que incluso sigue impulsando con fuerza por encima de la línea roja del cuentarrevoluciones pasando las 10.000rpm.

Nos sorprendió bastante la manera en que asciende, a pesar de cruzar por un páramo y a muy baja temperatura, donde comúnmente algunos motores presentan ahogos o alteraciones en la carburación, La TT250 no se inmutó, mostrándose constante todo el tiempo.

La posición de conducción está dada para la ruta y hacer incursiones en destapado y caminos de difícil acceso. Sin embargo, el sillín causa fatiga prematura es algo ‘tallador’, lo que limita la buena experiencia, en parte por lo duro del mullido y su forma. Vale la pena que la ensambladora replantee el diseño y densidad de las espumas, cambiaría bastante la comodidad a bordo, esto la verdad es relativamente fácil de solucionar.

Las suspensiones si bien trabajan acorde, no son sorprendentes. Lo interesante está en el ajuste de la velocidad del rebote del amortiguador, que para la ruta nos funcionó bien en la posición de la mitad, cerca de 8 clicks de los 15 que tiene disponible, algo dura y castiga en golpes secos al ir sentados, al dejarla con el revote más rápido, suaviza y se hace ideal para la terracería; sin embargo, al pasar nuevamente a la ruta oscila y requiere nuevamente volver a ponerlo en un término medio, donde se mantuvo aplomada y con buen cruce. Sería interesante acudir a un reglaje mayor en el recorrido al igual que adelante. Una opción interesante serían unas suspensiones más avanzadas para el futuro, teniendo en cuenta que se trata de una moto ideal para hacer turismo y su polivalencia lo demanda.

Los frenos fueron eficientes, con mayor firmeza y solvencia el de atrás, adelante sentimos que se puede mejorar algo. La velocidad de punta, a pesar de no ser una moto dada para la correr, registró 135 kilómetros por hora, por la vía que conduce de Bogotá a Tocancipá por encima de los 2,600 msnm y en una altitud inferior, cercana a los 700 msnm, alcanzó los 145 km/h; pero las vibraciones ya son algo  fuertes, percibidas con mayor presencia en la unión de la silla con el tanque y los posapies.

AKT TT 250 Adventour 06El consumo de combustible estuvo entre 73 y 79 km/galón en ciudad y 83 en carretera; hicimos uso de combustible corriente y extra, obteniendo un mejor comportamiento con éste último. Asimismo el encendido fue más efectivo y el sonido interno se sintió más compacto.

Se sigue presentando un sonido en la transmisión, entre la cadena y el piñón trasero, debido a la larga extensión de la tijera, evidenciado cuando se intenta recuperar la velocidad luego de dejar caer las revoluciones, para ello, la solución podría ser un tensor de cadena.

En general las prestaciones, ahora con la incorporación de todas las mejoras, tenemos una máquina estable y briosa cuando se requiere. El sonido y volumen de sus dimensiones nos trasmite supremacía en la vía. Fueron cerca de 1.000 kilómetros recorridos, utilizada a diario, en carretera y con algunas incursiones por destapado. No mostró desajustes, pero es recomendable estar pendiente del torque de sus piezas para mantenerla así.

Conclusión

Estamos seguros que sí la moto se mantiene así, tendrá larga vida en nuestro país y esperamos que solo sigamos escuchando buenos comentarios, pues esta renovada TT 250 Adventour  nos gustó y convenció mucho; además con sus atributos a la vista en estilo e imponencia, además del precio, será una de las mejores opciones para muchos con la mejor relación de precio, diseño, poder y prestaciones; que la sitúan como una muy buena alternativa en el mercado.

Créditos: Pilotos: Alejandro Rubio, Leonardo Hernández

Fotografía: Leonardo Hernández, David Santana

Pin It

Comentarios   

Andres Hernandez
#4 Andres Hernandez 12-10-2017 22:38
Buenas tardes ..estoy unteresado en esta moto...si ne la recimiendan??
Citar
jorge enrique parra
+1 #3 jorge enrique parra 12-07-2017 20:40
Cito a rafael villalba:
su reporte estuvo muy completo y exelente
tt250 tiene un problema para mejorar en mi opinion le falta una cupula mas grandes ya que es una moto adventour y rediceñar la farola, tiene la farola de la rtx 150 las exploradoras estan en mal lugar parace unos cucuyitos,
ponelas en las defensa
Gracias por leer mi comentario

UN ERROR DE DISEÑO MAXIMO. LA DEFENSA, EN CASO DE CAIDA, GOLPEA DIRECTAMENE LOS RADIADORES DAÑO INMINENTE (COSTO DE CADA RADIADOR 2017 $520.000)
Citar
jorge enrique parra
+1 #2 jorge enrique parra 12-07-2017 20:37
Motos no actualizadas por desiteres de los distribuidores, muchos propietarios desconocen el plan de reivindicacion y por eso muchas motos están en venta desprestigiando la marca y el producto: el articulo no mensiona donde, como acceder y cuanto cuesta la actualización. FAVOR AMPLIAR EL ARTICULO CON ESTA INFORMACIÓN. GRACIAS.
Citar
rafael villalba
#1 rafael villalba 12-07-2017 02:20
su reporte estuvo muy completo y exelente
tt250 tiene un problema para mejorar en mi opinion le falta una cupula mas grandes ya que es una moto adventour y rediceñar la farola, tiene la farola de la rtx 150 las exploradoras estan en mal lugar parace unos cucuyitos,
ponelas en las defensa
Gracias por leer mi comentario
Citar

Escribir un comentario

Anuario AM

Chaoyang

Kixx